Apuntes para la formación del perfecto objetor fiscal (XX)

Rehenes:

“Aún cuando en el caso de los clientes privados puedo entender la desviación de responsabilidad, siempre me he negado a que el Estado me exija con una mano la devolución de un importe cuyo abono retiene con la otra mano”

Etiquetas:

Los Comentarios han sido desactivados.