You are getting it wrong

Versvs aboga por comer el limón en su estado natural, caramba, recién cortado y sin manipulación, con el aroma que le es característico y nada de experimentar una solución masificada para contentar a asistentes de bodas: ¿sabían que el limón les puede durar cortadito año y medio? Pues lo han inventado, yes very well Manuel. Incluso lo han inventado en Carpetovetonia, lo que no está mal para la gente que se flagela por su raza y su tradición y cree que es la incapacidad intrínseca de las relaciones humanas ibéricas la que impide hacer algo útil al sur de los pirineos: no, mi cielo, es tu falta de iniciativa.

Pero, si no lo pillan, if they are getting it wrong, es mucho peor comprobar que el hallazgo, pagado por todos, conseguido por algo que se llama Centro Nacional (¡arriba España!) de Tecnología Alimentaria, va a ser convenientemente patentado seguramente a mayor gloria de una empresa navarra, faltaría más. Que habrán tenido la idea, y puede que hayan puesto algunos cuartos.

El limón fresquito cortado y patentado no forma parte de las preocupaciones de los creadores de las columnas que toman Madrid con pancartas, como dice por ahí un amigo, “Algunas reclamaciones del #15m me empiezan a recordar a algo entre las peticiones de misa y discursos de misses: por la paz en el mundo….” Brillante. O fotografías que recogen los diarios con sandeces del estilo “fuera el peloteo de las bolsas de empleo”. Venid y emplearos todos con flores a María. They are getting it wrong, too.

La cosa de las columnas incrementa las dosis de nada: de nuevo el imaginario resistente, rollo Fidel, emulación sandinista o hasta memoria de Durruti, que la épica es muy entretenida. Pero nada verdaderamente interesante para resolver su futuro: no, no pedirán que el dinero de sus impuestos esté obligado a liberar patentes, a ceder al dominio público el producto de todas las investigaciones adquisiciones y creaciones que se financian con la sustracción forzosa de lo que se gana. Y que puedan vender limón cortado ellos también. No, ninguno protestará porque Nacho Duato diga orgulloso que ¡prohíbe! que, quienes le pagaron sus coreografías y le dieron el sueldo y los medios para crear, puedan poner sobre un escenario los movimientos de un ballet que se le ha ocurrido sólo a él. Caramba, por mezquinos que sean los burócratas, que se lo haga mirar. Que se lo hagan mirar los que van de romería.

Como no veremos ninguna pancarta que diga: dejadme vender aspirinas. Dejadme vender lotería. Dejadme vender tabaco y periódicos en un atasco. Dejadme ganarme la vida. Dejadme incluso montar un partido o sindicato que no parta con desventaja directa por no ser representativo: que el dinero les llega sólo a quienes han ocupado el poder y no salen de él creando barreras de entrada basadas en la representatividad cautiva del sistema al tiempo que reparten canonjías, sueldos y sinecuras.

No, they are getting it wrong: es la superación de las barreras para generarse un futuro autosuficiente en donde reside el futuro al que se debe aspirar. No se trata de cambiar un padre beatífico que resuelve nuestras carencias y miedos por otro. Sois mayores para volver solos a casa después de las diez de la noche. Todo se reduce a efectuar oraciones a mundos genéricos sin posibilidad de alcanzarse o que son, directamente, una imposición.

 

P.D.: La cosa de los perrofalutas pegando palos a los políticos no era inocente. De nuevo, una de esas pancartitas con el discurso “violencia es vuestra corrupción”. Que te pego, leche. Pero lo más interesante es como los mamporros han servido para que la causa que genera la revolución, esa clase corrupta, se haya envuelto en su dignidad democrática. Y que se crea.

9 Respuestas a „You are getting it wrong“

  1. sr grillo Dice:

    Más parece que protesten contra un castigo de Yaveh que por la incompetencia de un gobierno (elegido por ellos, qué casualidad). Preparando el camino al Señor, entretanto se dedicarán a zurrarle la badana a los gobienos autonómicos del PP (lo de Extemadura les ha hecho pupita, cobardes) y a filosofar sobre el sexo de los ángeles gonzález side. Panda de descamisados (todos con camiseta o remera) con pinta de funcionarios. Qué pena de España, tan cerca de Dios y tan lejos de los Estados Unidos.
    No pido mucho
    poder hablar sin cambiar la voz
    caminar sin muletas
    hacer el amor sin que haya que pedir permiso
    escribir en un papel sin rayas
    O bien, si parece demasiado…

  2. Gonzalo Martín Dice:

    Lo divertido es que muchos de los que se quejan indignados, de la obediencia debida de los políticos, etc. etc., cuando ven que unos deciden no mantener el poder eterno de unos políticos y no obedecer a su cúpula se rasgan las vestiduras. Los mismos que luego pueden pactar con sus oponentes ideológicos en otros sitios. Pero, vamos es la misma mecánica constante de apropiación del estado, reparto de carguetes y dineros donde la única elección es entre banalidad y mediocridad. Le dejo elegir quiénes son unos y quiénes son otros. No sé qué queda de la leyenda del software libre en Extremadura, pero a ver qué hacen los nuevos con ella.

  3. Felipe Dice:

    No sé qué o quién te produce el gran desapego en casi todo lo que te leo relacionado con el #15M.

    Yo nunca lo he concebido como “un movimiento” al uso. Cuando nosotros teníamos convocatoria de cortometrajes:,evidentemente, de 700 recibidos, solo 200 se salvaban de la mediocridad. Pero aquí no estamos hablando de cortos. Estamos hablando de personas. Cosificar sus historias y quedarnos solo con aquellos que han decidido implicarse en tareas de lo más variopintas (organizar grupos de teatro, limpiar la plaza, moderar reuniones, informar sobre cuestiones legales) no creo que sea la forma más justa de analizar lo que ha pasado. Por supuesto, muchas de las personas, de las consignas, de todo lo que ha salido entorno al #15m…son mediocres. Como los 500 cortometrajes que yo tenía que tragarme. O siendo más duros: Insuficientes, imperfectas, manifiestamente mejorables…

    Pero, la pregunta sería, ¿realmente es la gente tan estúpida como para movilizarse de la forma que lo han hecho y no tener claro que muchos de los cambios que hay que hacer en la sociedad van mucho más allá de “pedir la paz en el mundo”? ¿De verdad somos -y por fin me incluyo- esto no está incluyendo una complejidad como la que supone que cada uno “edite” su página de “indignación” en la #WIKI15MPEDIA y vuelque lo que realmente quiera cambiar?

    El #15m no puede no ser errático (doble negación). Pero, ¿acaso no lo es la historia de Internet? ¿Cuántos blogs de los que nacen diariamente no están destinados a ser huellas para el olvido? El #15m para mi no es más que una excusa para repensar la participación política de la ciudadanía. Y fíjate que digo “excusa”. Porque te puedo asegurar que en Sevilla he vivido muchas situaciones absurdas (como preguntarme a mi mismo qué carajo hacia en una asamblea monopolizada por jóvenes machos alfa lanzando proclamas que no me creía ni me seducían). Pero al mismo tiempo, creo que debemos observar con respeto todo lo que ha pasado y está pasando. Y sobre todo, tratar hablar desde dentro. El #15m no es nada y al mismo tiempo lo somos todos.

    Aunque solo sea para hablar de política y sugerir que Nacho Duato le monte una coreografía al Centro Nacional de Tecnología Alimentaria titulada “El limón inalterable”. Con copyright, por supuesto!

  4. Gonzalo Martín Dice:

    ¿En serio piensas que esto, buenas intenciones aparte, no es mucho más de lo que fue El Cojo Manteca? Como tantas veces, identificar un motivo de indignación (buenas intenciones) no quiere decir que haya ni siquiera la simiente de nada nuevo. El discurso del cansancio de la restauración borbónica del 75 no implica una sola buena idea: es más, sólo se ve falangismo sociológico, otra manera de ver el imaginario socialdemócrata. Cero interés. Botellón con tiendas de campaña. Una erupción más que demuestra todo lo que no funciona, pero que como mera erupción no contiene nada para superarla.

  5. Felipe Dice:

    Yo no tengo tu perspectiva histórica. Pero evidentemente no tengo “cero interés” en el tema! Venga Gonzalo, la revolución te necesita. CALLOS PARA TODOS.

  6. Gonzalo Martín Dice:

    Nunca me habían hecho sentirme tan mayor 🙁 Callos para todos, my friend, la vida se compone sobre todo de placeres cotidianos que se olvidan mientras planificas el resto de tus días o aspiras a ennoblecerte con causas morales.

  7. Gonzalo Martín Dice:

    Lo olvidaba: ¡¡¡me lee!!!

  8. El IVA y la mierda de toro | Ad Astra Errans Dice:

    […] que se promueve es precisamente ahondar esa diferencia de IVA, lo cual es recibido con palmas por los aspirantes a beneficiarios de tan conservadora medida. Gonzalo diría que se trata de una curativa dosis contra la mierda de toro; y tiene toda la […]

  9. Virtuality bites // Fiebre… « ANTROPOSCOPIO Dice:

    […] el cooperativismo, la transnacionalidad y la ética hacker. O, la ausencia de un debate real y acciones concretas contra las patentes. Las ideas de las indias requieren de la digestión previa de algunos de sus libros, quizá […]